DEPORTES DE AVENTURA

aventura-PORTADAEl Quindío, gracias a sus montañas y valles de verdes resplandecientes, atravesados por ríos y lagos que riegan los cultivos, es el destino ideal para las actividades al aire libre, como la práctica de deportes de aventura como son el Canopy, el Rafting y el Parapente, entre otros.

En el Canopy se realizan recorridos aéreos entre plataformas, utilizando cables y poleas. El vuelo se realiza de la misma manera que se hace en algunas regiones de topografía quebrada en las que no se cuenta con caminos o puentes para desplazarse. De esta manera, se pueden observar maravillosos paisajes como cafetales, bosques, ríos y lagos, desde una mágica perspectiva.

El parapente, entretanto, es una experiencia que permite a sus practicantes acercarse al eterno sueño del hombre, volar. Este descenso en paracaídas puede realizarse en vuelos individuales o dobles y con la asesoría de pilotos experimentados y certificados. En el Quindío el sitio predilecto para los despegues es el cerro El Castillo en el municipio de Calarcá.

Por su parte el rafting es un recorrido en una embarcación por el cauce del río en la dirección de la corriente. Se busca sortear las dificultades naturales y disfrutar de la turbulencia de las aguas y la emoción de sus “rápidos”. Al igual que Kayaking, el rafting se convierte en una forma alternativa de disfrutar de los paisajes y demás maravillas naturales del Quindío. El lugar más recomendado para esta práctica es el río Barragán.